Discurso de la Subsecretaria de Derechos Humanos, y Justicia Karla Cueva, ante el Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas en Ginebra

Estrellas inactivasEstrellas inactivasEstrellas inactivasEstrellas inactivasEstrellas inactivas
 
Señor Presidente.
 
Señoras y Señores Delegados
 
En nombre del Estado de Honduras queremos expresar nuestro agradecimiento a los miembros del Consejo de Derechos humanos y a las delegaciones de todos los Estados que nos han acompañado en este ejercicio de diálogo.
 
 
Nos encontramos entre los Estados convencidos que el Examen Periódico Universal es un mecanismo clave para apoyar a los demás Estados de forma constructiva para mejorar la situación de los derechos humanos en el terreno.
 
Durante nuestro primer ciclo recibimos 129 recomendaciones de las cuales el 82 % han sido implementadas. En 2010, asumimos y consideramos con mucha atención y seriedad todas las recomendaciones recibidas, inclusive aquellas que en un primer momento no apoyamos pero cuyo examen no fue descartado, y algunas de ellas implementadas, como la adscripción de una policía de investigación al Ministerio Público.
 
Las recomendaciones recibidas en aquel momento fueron asumidas por el Estado como hoja de ruta y líneas de acción, lo que se refleja en el hecho que en este segundo ciclo, 81 de las recomendaciones recibidas ya se encuentran en proceso de implementación.
 
En este segundo ejercicio reafirmamos nuestra visión del Examen Periódico Universal como una vivencia, un continuo, un proceso creíble no solo por su eficacia para identificar de manera concreta y precisa nuestros retos y desafíos, sino que además un nuevo paradigma en el proceso de formulación de políticas en materia de derechos humanos.
 
Por sus características, la participación de la sociedad civil, sistemas de protección de los derechos humanos, los órganos de tratados, procedimientos especiales y Estados miembros; los principios que lo rigen: imparcialidad, objetividad, no selectividad, el EPU no solo es un mecanismo idóneo, también es un mecanismo transparente y legítimo.
 
Agradecemos los reconocimientos expresados durante este examen por los esfuerzos invertidos por Honduras orientados a esta labor.
 
Hemos recibido 152 recomendaciones. No hemos rechazado ninguna, solo hemos diferido 12 que en su mayoría requieren ser discutidas con la sociedad hondureña en su conjunto. Desde la institucionalidad se promoverán y facilitarán estas discusiones con la participación más amplia posible.
 
Las 59 nuevas recomendaciones se incorporan como acciones estratégicas complementarias a las ya plasmadas en el Plan Nacional de Acción en Derechos Humanos 2013-2022 que ya Honduras implementa.
 
Estas requerirán el impulso decidido y el compromiso del Estado hondureño a través de todos sus poderes y la voluntad política que caracteriza al presidente Juan Orlando Hernández para dar cumplimiento y respaldar este mecanismo de monitoreo y seguimiento.
 
La apertura de la Oficina de país del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, solicitada por el Gobierno de Honduras, es una oportunidad para seguir mejorando, ampliando la participación de todas y de todos en el seguimiento de la ruta trazada y enriquecida en este ejercicio.
 
Concluimos, reiterando nuestro agradecimiento a todos ustedes y reafirmando el compromiso del Estado de Honduras de seguir esforzándose para mejorar la situación de los derechos humanos, porque estos constituyen de acuerdo a nuestra Constitución, no sólo, el factor legitimador de la acción de todo los Poderes del Estado sino su fin último.
 
 
 
Muchas gracias.

© 2019 - Secretaría Gobernación, Justicia y Descentralización (SGJD) - Unidad de Infotecnología
Buscar

Redes Sociales