Ministro Coordinador de Gobierno devela importantes obras de la plástica hondureña

Estrellas inactivasEstrellas inactivasEstrellas inactivasEstrellas inactivasEstrellas inactivas
 

Como parte del agasajo efectuado a las mujeres de esa dependencia, por celebrarse el “Día de la Mujer Hondureña”, las autoridades de la Secretaría de Coordinación General de Gobierno, SCGG, encabezadas por su titular Jorge Ramón Hernández Alcerro, develaron el pasado 25 de enero, dos obras de arte de autores hondureños.

La obras, cuya develación se llevó a cabo en el edificio principal de la Secretaría de Coordinación de Gobierno, corresponden a una pintura del artista hondureño Julio Visquerra y un busto del General Francisco Morazán.

Durante las palabras alusivas al acto, el ministro Hernández Alcerro, destacó la relevante contribución de la mujer tanto en el ámbito local institucional, como en los distintos aspectos de la vida nacional.

Resaltó que todos los seres humanos, hombres y mujeres, nacen de una mujer y que es la madre la principal figura en la vida de toda persona desde su niñez hasta su muerte, “la madre es nuestro paño de lágrimas y la receptora de nuestros sueños y hasta de nuestras desilusiones”.

Puntualizó que igual importancia tiene el papel protagónico que juega la mujer en el acontecer nacional “que a partir del 25 de enero de 1955, ha venido ganando espacios en la vida económica, política, cultural y artística del país”.

Hernández Alcerro, recordó que el principal logro contemplado en el decreto que dio origen a la celebración del Día de la Mujer hondureña, fue el reconocimiento del derecho de la mujer al sufragio y con ello el reconocimiento de todos sus derechos políticos, que permitió a la mujer, salir del ámbito doméstico, para ser partícipe del acontecer público y político del país.

Por otra el funcionario refirió algunos de los importantes avances obtenidos en la implementación de una Política Nacional de la Mujer, por parte de la administración del presidente Juan Orlando Hernández, entre ellos el programa “Ciudad Mujer” y el fortalecimiento del Instituto Nacional de la Mujer, INAM.

En el caso de Ciudad Mujer recordó que ya se cuenta con dos centros de atención a la población femenina, particularmente la de escasos recursos, uno instalado en la colonia Kennedy de Tegucigalpa y otro en la ciudad de Choloma, departamento de Cortés.En este programa participan 15 instituciones públicas que coordinan, colaboran y cooperan entre sí para brindar servicios con calidez y calidad para el desarrollo integral de la mujer hondureña en un ambiente de confianza y esperanza.

En lo que corresponde al INAM, Hernández Alcerro, mencionó la inversión de 85.5 millones de lempiras en el período 2014-2017, que fueron utilizados en el fortalecimiento del 75 por ciento de las oficinas municipales, mediante procesos formativos sistemáticos sobre protección de derechos humanos de las mujeres y la implementación del enfoque de género en la gestión pública a nivel municipal.

Luego de sus palabras el ministro coordinador de gobierno procedió a la develación de un busto con el rostro del máximo prócer centroamericano,  General Francisco Morazán, elaborada por el escultor hondureño-mexicano, Enrique Miralda Bulnes, nacido en 1933 en la ciudad de La Ceiba, Atlántida, y fallecido el 20 de septiembre de 2010 en la ciudad de México.

La característica más relevante de esta obra, es que muestra un rostro bastante joven del General Morazán, algo poco usual por cuento siempre se le representa como un hombre maduro.

Enrique Miralda, fue un artista que obtuvo mucho reconocimiento en el exterior y sus obras engalanan importantes paseos y edificios de varias ciudades de México y algunas de los Estados Unidos de América y aunque la mayor parte de su vida vivió en la nación azteca, en 2003 se le concedió el Premio Nacional de Arte “Pablo Zelaya Sierra”, aquí en Honduras.

La otra obra develada fue una pintura del maestro Julio Visquerra, titulada “Los Misterios de Copán”, la cual muestra un sacerdote que abre los brazos en cruz, sobre unos glifos que representan los sacrificios que los Mayas rendían a sus dioses. Sobre su cabeza el símbolo del jaguar que forma parte del rito. El sacerdote baja al Inframundo que representa el misterio de una cultura desaparecida, la cultura Maya.

Además de brindar un regalo simbólico a las mujeres de la Secretaría de Coordinación General de Gobierno, la idea fue aprovechar la oportunidad para también rendir tributo a dos grandes de la plástica hondureña, como los autores en referencia, explicó el secretario de Estado.


© 2019 - Secretaría Gobernación, Justicia y Descentralización (SGJD) - Unidad de Infotecnología
Buscar

Redes Sociales